César Yagües en rueda de prensa. Foto. Arainfo

Redacción

No es un hecho casual que Opel-Stellantis despida a un compañero como César. Son muchos los años de trabajo y de actividad sindical. Años, en los que con ejemplo, constancia y conciencia de clase ha contribuido a situar a CGT como segunda fuerza sindical, además ,de poner en más de un apuro los planes de la empresa para recortar derechos laborales o generar división entre los trabajadores.

Tampoco es casual que este despido se produzca tres meses antes de las próximas elecciones sindicales, que se dan en un marco de la pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores y las trabajadoras de Opel-Stellantis. Tienen miedo a César y quieren que deje de movilizar y desarrollar un sindicalismo combativo y de clase.

Foto. Oliver Duch (Heraldo de Aragón)

Una vez más, la patronal se muestra tal y como es. Utilizando métodos antidemocráticos, atentando contra la libertad sindical y tratando de aislar a un dirigente del resto de sus compañeros y compañeras.

Pero no solo es un ataque a César, es un ataque a la organización y combatividad de la clase trabajadora y a sus organizaciones. Por eso es fundamental que se de una respuesta amplia y unitaria de todos los sindicatos de clase, colectivos y partidos políticos de izquierda.

El colectivo Manifiesto por el Socialismo quiere mostrar a César, a la CGT y al conjunto de la plantilla de Opel-Stellantis su total apoyo y solidaridad.


Seguimiento de la rueda de prensa contra el despido por parte de Arainfo.