Ángeles Casares: “Sí, somos referentes”

Las trabajadoras del Servicio de Ayuda a Domicilio de Sevilla consiguen un compromiso del Ayuntamiento después de 36 días de acampada

10 May, 2024 | Movimiento Obrero


Una entrevista de Agustín Romero

Este lunes, 6 de mayo, las compañeras del Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD) que llevan 36 días acampadas enfrente del Ayuntamiento de Sevilla han decidido proponer a la asamblea la finalización de la acampada y recoger las tiendas, sillas, pancartas, banderas, hojas informativas, la mesa de recogidas de firma y objetos personales. Después de los acuerdos obtenidos en una reunión con concejales y el alcalde, lograron el compromiso de que estudiarán su reivindicación en un plazo de siete meses. El teniente de alcalde ya lo ha comunicado a diferentes medios de comunicación.

El alcalde José Luis Sanz, del PP, ha tenido que ceder a la lucha de estas trabajadoras, después de diferentes situaciones tensas en los plenos municipales, por la asistencia de las trabajadoras afectadas que estaban en la acampada. En el último pleno municipal, una compañera trabajadora se desmayó y tuvo que ser atendida por una ambulancia del 061. Esta lucha siempre ha contado con el apoyo de los concejales del grupo de izquierda en el ayuntamiento y el peso de la lucha lo ha llevado el sindicato de la CGT. Aunque también ha habido un par de concentraciones frente al Ayuntamiento de las tres centrales que tienen presencia en el sector del SAD: CCOO, UGT y CGT.

Las trabajadoras que han negociado, a la hora de redactar estas líneas, ya han informado en la primera asamblea a las 17:00 e informarán al turno siguiente a las 19:00. Posteriormente, van a tener una asamblea, para ver cómo realizarán el seguimiento de los acuerdos y compromiso del ayuntamiento, pues van a decidir cómo continúa la lucha a partir de este momento.

Tenemos a nuestra disposición a Ángeles Casares, presidenta del Comité de su empresa y militante de la CGT. Ángles nos va a informar de la situación de la lucha de primera mano.

¿Cómo ha visto al desarrollo de la huelga y lucha que había tenido, cuántos días lleváis en total de acampada?

Pues llevamos 36 días acampada aquí en la Plaza Nueva, frente al Ayuntamiento de Sevilla. La verdad es que ha sido agotadora, porque la realidad es que los turnos que hacíamos aquí eran de 12 horas y además veníamos de trabajar. Porque nosotras somos delegadas sindicales que gozamos de horas sindicales, que compaginamos con nuestro trabajo, pero hay compañeras que han estado aquí y no eran delegadas. Es necesario aclarar que no ha sido una huelga, ha sido un asentamiento donde acampábamos, manteniendo nuestra vida laboral, nuestra vida familiar.

¿Ángeles habéis tenido solidaridad de otras organizaciones y de la gente del pueblo que pasaba cerca de la acampada?

De los sevillanos hemos tenido una aceptación maravillosa, porque además, a todos los sevillanos que se paraban no teníamos que explicarle mucho, nos acercábamos a ellos y ellas porque estamos recogiendo firmas. Pero es que todos decían lo mismo. “Es que yo sé de vuestro trabajo”, “es que yo tenía un familiar…”, “llevo dos años esperando la ayuda y ha fallecido mi familiar”, “es que yo llevo tanto tiempo y no me ha llegado la ayuda para domicilio”. Todos nos contaban una historia de las que nosotras siempre hemos llevado al Ayuntamiento, denunciando cómo se estaba deteriorando el Servicio de Ayuda a Domicilio, porque yo llevo 25 años trabajando en la ayuda a domicilio y esto va cada día a peor.

¿Cómo ha sido la asistencia a domicilio en Sevilla? ¿Siempre ha sido de gestión privada o ha sido alguna vez pública?

En un principio, el Servicio de Ayuda a Domicilio fue de gestión directa municipal. En un principio lo llevaba directamente el Ayuntamiento, pero mucho antes de la Ley de Dependencia. Era un servicio distinto al actual, se acudía a casos extremos como cuando se caía un vecino dependiente, o que no tenía a nadie, y se daba la voz de alarma. Entonces iba al trabajador social y al día siguiente, si se veía oportuno, se le ponía servicio. Era un servicio que se ponía de urgencia y, si lo requería, algo permanente y se hacía el seguimiento, pero desde que vino la Ley de Dependencia, que todo el mundo tiene derecho, evidentemente.

¿Cómo está el sector?

El sector está estructurado para que el empresario nos saque el máximo beneficio, con prolongada precariedad, horarios partidos, plena disponibilidad encubierta y salarios muy bajos.

También existen bajos presupuestos e inversión en los cuidados a pesar de la Ley de Dependencia. No hay presupuesto para todo el mundo, y la verdad es que todos son conflictos administrativos. La burocracia complica mucho una atención de calidad para el usuario y las familias. Realmente vemos necesidades serias de los usuarios del servicio y otros que no son tan necesarios, y se dan simplemente por cumplir con unos requisitos de tiempo y de papeleo.

¿Cuál es la situación de las trabajadoras? Sé que hay muchas trabajadoras jóvenes con niños, y todo eso. ¿Cómo lo habéis resuelto exactamente?

Bueno, nosotras, también hemos tenido que llevar la conciliación familiar. Una parte de las compañeras hemos podido hacer turnos de 12 horas. Y hay otras compañeras, como decíamos, a las que les ha resultado imposible hacer tantas horas de turno. Todas tenemos familias, tenemos trabajo, algunas incluso dos trabajos. Cada familia es un mundo diferente, aunque las necesidades son las mismas.

Una de las reivindicaciones que llevamos es que la mayor parte de la plantilla de la empres no tiene jornadas completas, el 90% son jornadas parciales, con lo que el sueldo que se lleva a casa no sirve para llegar a final de mes.

¿Cuál es el sueldo de una trabajadora del servicio?

Para hacer una media con las jornadas parciales que existen, hay compañeras que no llegan a 800 euros al mes, y además con las jornadas partidas. Esto imposibilita buscarse otro trabajo complementario. Exactamente es uno de los requisitos que la empresa potencia. Que, además, no tenemos un plus de disponibilidad y nos dicen que tenemos que estar dispuestas para lo que quiera la empresa. Cuando no deberíamos, ya que entonces no llevamos a cabo tampoco una conciliación familiar real por los horarios en las empresas.

¿Qué reivindicaciones habéis planteado el ayuntamiento?

Al Ayuntamiento le hemos planteado varias cosas, pero realmente lo que está en sus manos y lo que llevamos años detrás del Ayuntamiento, con el anterior y con este, es que se llevará a cabo el estudio económico de viabilidad del Servicio de Atención Domiciliaria. El objetivo principal es que en un futuro la empresa municipal sea la que lleve a cabo la Atención Domiciliaria, que es lo que nosotras llevamos tantos años luchando como trabajadoras, como delegadas sindicales y además lo vemos factible, ya que en otra ciudad se ha llevado a cabo, y sería factible aquí en Sevilla.

¿Qué le habéis dicho y qué dice el alcalde?

Hasta ayer, el alcalde nos evitaba y ni siquiera nos había hecho una visita, y eso que estamos enfrente de la corporación municipal. Pero en la reunión de esta mañana, le dijimos al alcalde que queremos una respuesta nuestra petición de municipalización del servicio. Estuvo bastante reticente desde el principio de la reunión, pero después le hemos sacado el compromiso, aunque él no lo ha querido dar por escrito. Pero nos dijo que al salir de la reunión haría un comunicado oficial donde se compromete con la puesta en marcha del estudio económico de viabilidad de aquí a final del año. Le dije que si no se puede finalizar a fin de año, debido al tiempo que lleva y a la cantidad de técnicos involucrados, podría ser hasta principios de marzo, pero que esté ya hecho, efectivamente, para esa fecha. No, no lo ha querido dar por escrito. Pero a las 2 horas han hecho un comunicado oficial que lo ha distribuido, y ya ha salido en varios medios de comunicación hoy. También el teniente alcalde ha llamado a los medios para informarle de un acuerdo con la representación de las distintas sesiones sindicales que tienen representación en las empresas (la mayoría de Florentino Pérez) en el que se compromete a llevar a cabo para este año el estudio económico de viabilidad del Servicio de Ayuda a Domicilio bajo gestión directa municipal.

¿Habéis tenido una lucha ejemplar, crees que esto sirve para futuras luchas de las trabajadoras del SAD?

Las trabajadoras del SAD llevamos mucho tiempo luchando por mejorar nuestro trabajo, hemos hecho muchas movilizaciones, muchos encuentros, muchas manifestaciones, asistiendo a muchos plenos del Ayuntamiento. Muchas trabajadoras han tenido estrés, con dolores físicos trabajando. Y encima, aguantando con los bulos de algunos medios, que dijeron que mi desmayo en el pleno era mentira. El viernes, cuando lo vi en el ABC publicado, también me dio un desmayo por la tensión, y tuve que ir al centro de salud. He pedido que me den el informe del 061.

¿Os sentís como referentes del sector de atención a domicilio?

Llevamos 36 días aquí sin desfallecer en lo moral, pero mucho tiempo luchando, más de 25 años por dignificar el sector. Sí, somos referentes. En primer lugar, con nosotras mismas y por el acompañamiento en la lucha de nuestras familias. Nuestra profesión no está reconocida ni económica, ni socialmente, ni profesionalmente. Tenemos el conocimiento de compañeras de otros territorios como Asturias que van a llevar a cabo una acampada, como lo hemos llevado nosotras, porque ellas también tienen una plataforma. Están de auxiliar de ayuda a domicilio, llevan muchos años luchando. En el norte sabemos que tienen peores condiciones de trabajo que aquí, que están incluso peor que nosotras.

No sabía que habías sido tú la trabajadora que se desmayo en el pleno. Me alegro por tu recuperación y por vuestra lucha, esperemos que el ayuntamiento cumpla su palabra y que de vuestra lucha salga un triunfo. Muchas gracias por vuestro ejemplo.

Newsletter

Boletín
Socialista

Toda la información de Manifiesto por el socialismo en tu mail.

¡Regístrate para recibir nuestro boletín socialista!

¡No enviamos spam! Siempre podrás editar o eliminar tu suscripción con un "clic".

Tienda

¡No te lo pierdas!

Archivos

Otro contenido