Doñana. Jornaleras reclaman cambio de modelo

El colectivo Jornaleras de Huelva en Lucha reclama un cambio en el modelo de explotación del campo onubense y andaluz.

Jornaleras de Huelga en Lucha

Desde Jornaleras de Huelva en Lucha, en vista de las decisiones que se han tomado desde la Junta de Andalucía con respecto a Doñana y al uso del agua, creemos relevante recordar dos cosas.

La primera de ellas es que el sistema productivo actual está dejando más que claro, con las consecuencias que está causando en nuestro medio natural, que no es sostenible. Toda el agua que se usa en regadíos y la contaminación de la misma a partir del uso indiscriminado de toneladas de agroquímicos para que la fruta crezca rápido y en abundancia, no hacen más que enfermar la vida: la nuestra propia y la de nuestro entorno. El aumento de estas prácticas irrespetuosas y las medidas que las respaldan no hacen más que agravar una situación que ya es gravemente notable pues Doñana ya está prácticamente seca. Además, con decisiones como esta, queda a plena luz que la administración sigue de la mano con el conjunto de empresarios y productores que no sólo están explotando y acabando con un recurso tan imprescindible como el agua, sino que también prefieren seguir priorizando y protegiendo el beneficio económico que esta industria genera a costa de la base material de nuestro entorno, el posible desabastecimiento futuro de los habitantes de la comarca, la vulneración e incumplimiento de los derechos laborales,el menosprecio de una labor esencial como lo es el recoger el alimento del campo y las prácticas que atentan contra los derechos humanos de hombres, mujeres, nacionales y migrantes.

Cultivo de la fresa en Huelva

No obstante, la segunda, es que sabemos que la población andaluza, y particularmente la onubense, se dedica en su mayoría al campo y no es nuestra intención que la mitad de la población se quede en el paro, cosa que pasará (si no ahora, en un futuro próximo) cuando los campos de cultivos intensivos ya no puedan mantenerse. Por esto, quizá debemos pensar en que parte de la solución está en transitar hacia alternativas laborales dignas, que bien podrían estar encaminadas a un modelo productivo que tenga en cuenta la regeneración del medio en vez de su destrucción, garantizando la sustentabilidad de los recursos naturales, pero, sobre todo, aprovechando la experiencia, conocimientos y saberes de la población que lleva más de una vida trabajando las tierras y conociéndola en todas sus etapas, y que sabe cómo utilizar los mismos recursos naturales que la tierra genera para ayudarla a seguir dando frutos.

Por último, la decisión de la Junta ha generado que organizaciones sociales y ecologistas estén promoviendo en redes sociales un boicot a la fresa de Huelva. Con respecto a estas acciones, desde Jornaleras de Huelva en Lucha, muy a nuestro pesar, debemos posicionarnos en contra. Tenemos que ser conscientes, como comentábamos, que la gran mayoría de la gente de los pueblos de Huelva depende económicamente de los meses de campaña de frutos rojos. Por esto, año tras año seguimos yendo a trabajar a las mismas empresas que sabemos que no garantizan nuestros derechos fundamentales; porque en esta comarca no hay muchas más alternativas laborales. Por ello, no podemos estar a favor.

En conclusión, es el momento de que las instituciones competentes acepten que este modelo productivo no funciona y que hay que facilitar la transición hacia modelos de producción y consumo agroecológicos. Fomentar y promover el empleo en bosques, sierras, y en la misma Doñana, recuperando y regenerando lo que otros han abandonado y arrasado, sería un buen punto de partida.

Newsletter

Boletín
Socialista

Toda la información de Manifiesto por el socialismo en tu mail.

¡Regístrate para recibir nuestro boletín socialista!

¡No enviamos spam! Siempre podrás editar o eliminar tu suscripción con un "clic".

Tienda

¡No te lo pierdas!

Archivos

Otro contenido